Mermelada de Uva Pedro Ximénez

2,25 € impuestos inc.

Se trata de una mermelada hecha con fruta de temporada y anual, uva de la variedad Pedro Ximénez, seleccionada en sus condiciones óptimas de maduración y recolectada directamente en los viñedos de la familia Romera, situados en la localidad de Moriles en el marco de la Denominación de Origen de Vinos y Vinagres Montilla-Moriles.

Más detalles

Enviar un mensaje

Mermelada de Uva Pedro Ximénez

Mermelada de Uva Pedro Ximénez

Calificaciones y evaluaciones de los clientes

Nadie ha efectuado una evaluación
en este idioma
Califica / escribe un comentario

 
Se trata de una mermelada hecha con fruta de temporada y anual, uva de la variedad Pedro Ximénez, seleccionada en sus condiciones óptimas de maduración y recolectada directamente en los viñedos de la familia Romera, situados en la localidad de Moriles e incluidos en el marco de la Denominación de Origen Protegida de Vinos y Vinagres Montilla-Moriles.


Esta mermelada es completamente artesanal y elaborada según receta tradicional.

Para su elaboración se ha procedido a separar una a una y manualmente las uvas del raspón o escobajo, tras lo cual pasan a macerarse bajo refrigeración en azúcar durante 24 horas, para sacar la esencia del sabor de la fruta.

En su elaboración se ha utilizado el hollejo, la semilla y la pulpa de la uva y no se han añadido ni conservantes ni colorantes, tan sólo dos espesantes naturales para darle consistencia, la pectina (procedente de frutas como las naranjas y las manzanas) y el agar-agar (procedente de las algas) por lo que es 100% natural.

Contiene un 75,9% de fruta y solo un 24,1% de azúcar.
La mermelada se presenta en tarro de cristal con 150 gr. de peso neto.

Tiene una producción limitada ya que sólo se elabora con fruta de temporada para ofrecer el producto más exquisito.

No requiere refrigeración para su almacenamiento aunque una vez abierto el tarro debe conservarse en frío y ser consumido antes de 30 días.

En cuanto a sus características organolépticas es suave al paladar y cargada de aromas varietales, con matices que recuerdan el café, el higo pasificado, el chocolate, el cacao, el dátil y por supuesto, el olor característico de la uva pasificada que le da nombre.

Como sugerencias para su degustación la mermelada puede usarse para desayunos de pan con mantequilla, croissants o crepes. También realza el sabor de los yogures, cuajadas y con ella se puede decorar incluso una tarta para variarla de sabor.

Pruébenla con una tabla de quesos o de patés.

También es perfecta para acompañar asados de carne.

Opiniones

Sea el primero en dar su opinión !

Comparar